Observación

BlackSky obtiene contrato por USD16,4 millones

La Fuerza Aérea de Estados Unidos adjudicó a BlackSky el desarrollo de una plataforma de geointeligencia

BlackSky, una división de Spaceflight industries, se adjudicó un contrato de dos años de duración por USD16,4 millones con el Laboratorio de Investigaciones de la Fuerza Aérea de Estados Unidos (USAF), para el desarrollo de una plataforma basada en la nube que pueda proveer inteligencia geoespacial para las agencias del gobierno

La plataforma ofrecerá análisis a demanda, servicios de recolección de información de fuentes globales de datos incluyendo imágenes satelitales.

“BlackSky está orgullosa de tener esta oportunidad de asociarse con la Fuerza Aérea de estados Unidos para el desarrollo de análisis anticipatorios de vanguardia” señaló Brian O’Toole, vicepresidente ejecutivo y CTO de BlackSky.

O’Toole señaló que “el acceso fácil y la entrega simplificada de información oportuna y relevante sobre nuestro mundo cambiante es esencial para una toma de decisiones más rápida y más informada”.

BlackSky ya opera una plataforma de software basada en la nube que combina imágenes satelitales con otras fuentes de datos, incluyendo publicaciones de redes sociales. La plataforma, según la empresa, se puso a prueba el año pasado en un proyecto piloto que ayudó a distintas agencias internacionales a controlar la crisis en la ciudad siria de Alepo.

Dentro de la plataforma, los usuarios pueden acceder al servicio de imágenes bajo demanda de BlackSky Spectra para ordenar imágenes en el rango visible y multiespectrales de una red global de observación de la Tierra. También pueden suscribirse a BlackSky Events, un servicio de monitoreo que se basa en informes de noticias, redes social, servicios de datos de la industria y redes de sensores físicos.

El nuevo operador de observación de la Tierra está construyendo su propia constelación de satélites. El primer satélite, Pathfinder-1, fue lanzado en septiembre de 2017. Para 2020, BlackSky tiene como objetivo tener hasta 60 satélites en órbita terrestre baja, proporcionando imágenes de alta resolución.

Fuente: BlackSky

X