Destacada Observación Tecnología Espacial

EO-1 de NASA, 17 años generando información desde el Espacio

Diseñado por Orbital ATK para la NASA con una vida útil de un año para validar tecnologías, operó durante 17. Captó las inundaciones en Nueva Orleans, los ataques al World Trade Center y numerosas erupciones volcánicas.

Orbital ATK, una de las principales empresas de tecnología para el espacio y la defensa de los Estados Unidos, anunció que concluyó con éxito 17 años de apoyo a la misión satelital de observación de la Tierra Earth Observing-1 (EO-1) de la NASA. La nave espacial, construida por Orbital ATK para el Centro de Vuelos Espaciales Goddard de la NASA en Greenbelt, Maryland, fue dada de baja el 30 de marzo de 2017 bajo la dirección de NASA.

El satélite EO-1, lanzado el 21 de noviembre de 2000, estaba diseñado para una vida útil de un año, pero continuó operando de forma exitosa por más de 16 años más allá de la misión inicial. Orbital ATK fue el contratista principal de la misión e integrador de la misión. EO-1 desarrolló y validó una serie de instrumentos y tecnologías espaciales avanzadas para el desarrollo futuros  de misiones de observación de la Tierra.

“Estamos orgullosos de celebrar esta ocasión histórica con nuestros socios de la NASA y celebrar el increíble viaje de 17 años de EO-1”, dijo Frank Culbertson, presidente de Space Systems Group de Orbital ATK. “Sirviendo como uno de los satélites terrestres de la NASA, EO-1 entregó miles de imágenes de alta calidad que proporcionaron datos valiosos para la comunidad científica incluyendo escenas de los ataques al World Trade Center, inundaciones en Nueva Orleans tras el huracán Katrina y erupciones volcánicas. Todos estos resultados validan las tecnologías de vanguardia satelitales e instrumentos que funcionan impecablemente y superan las expectativas de la misión”.

EO-1 llevó a bordo dos instrumentos principales de observación, Advanced Land Imager (ALI) e Hyperion, que proporcionaron más de 92.000 imágenes en sus 17 años de operación en cantidades iguales de imágenes multiespectrales e hiperespectrales. Estos instrumentos permitieron al de equipo EO-1 adquirir eventos y desastres naturales en todo el mundo con alta resolución espacial. El instrumento Hyperion también permitió a los científicos ver los constituyentes químicos de la superficie de la Tierra en detalles finos en cientos de longitudes de onda.

Los datos e investigaciones científicas de EO-1 también generaron más de 1.500 publicaciones relacionadas, lo que demuestra aún más el impacto del satélite en los avances de la ciencia y la tecnología de la Tierra. Otras siete tecnologías desarrolladas en el marco del Programa del Nuevo Milenio de la NASA a fines de los años noventa fueron validadas durante el primer año de operaciones de la misión EO-1.

El satélite EO-1 fue dado de baja el 30 de marzo de 2017, pero debido a la falta de combustible, la NASA estima que la plataforma volverá a entrar en la atmósfera de la Tierra en 2056.

Actualmente Orbital ATK se encuentra desarrollando nuevas misiones de observación de la Tierra:  Joint Polar Satellite System-2 (JPSS-2); Landsat-9; Ice, Cloud and Land Elevation Satellite-2 (ICESat-2); Transiting Exoplanet Survey Satellite (TESS); and Ionospheric Connection Explorer (ICON

X